Benidorm

Margarita Robles: «Hay que ser contundentes en inmigración, detrás hay mafias»

ENTREVISTA

PREMIUM

Actualizado Martes, 28 junio 2022 – 

La ministra de Defensa considera que además del ‘documento estratégico’ de la Alianza Atlántica para los próximos 10 años, la OTAN debe poner sus ojos en las amenazas para el flanco sur

Margarita Robles: "Hay que ser contundentes en inmigración, detrás hay mafias"
JAVI MARTÍNEZ

¿Por qué será recordada esta cumbre de Madrid?Ésta es una cita histórica. No solamente para España, sino para toda la OTAN. Es una cumbre que estamos viviendo en el contexto de una guerra, en una situación geopolítica de la que no teníamos conocimiento o que no esperábamos que pudiera ocurrir en el siglo XXI. Es el escenario más complicado y más difícil en el mundo después del final de la Guerra Fría.¿Cuáles son los grandes objetivos de España?Lo más importante en esta cumbre, y eso es lo que España espera, es, en primer lugar, que se siga poniendo de relieve la máxima unidad de todos los países de la Alianza Atlántica en apoyo a Ucrania y en la condena más absoluta a Rusia. En segundo lugar, aprobar el concepto estratégico para los próximos 10 años, un concepto que va a tener en cuenta la realidad muy cambiante, con nuevas amenazas híbridas, el ciberespacio, la protección integral de todos los espacios de los distintos países, la integridad territorial y la defensa de la soberanía que va a poner de relieve las nuevas amenazas globales con una consideración muy especial también hacia el papel de China. Más, en particular también por lo que a España se refiere, poner en el foco lo que es el flanco sur.Como se ve justo ahora.No podemos olvidar la situación que está viviendo África en este momento, no solamente con una hambruna tremenda sino sobre todo y, lo que es más importante, la expansión rusa en África, el desarrollo que se está incrementando, tremendamente, del integrismo, el terrorismo yihadista y la inmigración ilegal.¿Qué peticiones pueden surgir en esta cumbre de la OTAN a España, un mayor esfuerzo en el Este?España está absolutamente comprometida con OTAN. Es un aliado serio, fiable, responsable. Lleva 40 años participando en todas las misiones. Quiero remarcar el esfuerzo que se está haciendo en Letonia, donde esta última semana se ha incrementado nuestra presencia con una batería de misiles, y el papel de nuestros militares en la Policía aérea del Báltico. Quiero decir que la participación de España durante estos 40 años es una participación absolutamente comprometida y la que tenemos en el momento actual se ha reforzado sustancialmente desde que empezó la guerra de Ucrania. Hay que decirlo con orgullo y sin ningún complejo: España es ese país y ese aliado serio y fiable. Por eso se ha elegido a Madrid como sede de esta cumbre.Es evidente que la atención ahora está en Ucrania. ¿Pero cree que habrá algún compromiso sobre la frontera sur como busca España?Todo el mundo es consciente de que en el sur se está produciendo un enorme incremento del terrorismo yihadista, de la expansión rusa, y debemos tener mucha precaución. No podemos olvidarnos de mirar al sur. Además, la cena que van a celebrar los ministros de Exteriores va a tratar precisamente del flanco sur. Los ministros de Defensa van a tratar de la situación en los Balcanes y de las amenazas híbridas. Pero quiero decir que el flanco sur está ahí, es una preocupación.¿Considera que la OTAN tendría que poner en marcha misiones en el flanco sur?La amenaza del terrorismo es una realidad. Estamos viendo lo que está pasando en Mali, que la misión europea se está desintegrando poco a poco. La valoración que surja de esta cumbre determinará cuáles son las medidas que se tienen que tomar y las medidas que se van a tomar en España. Tiene una especial preocupación en lo que hace referencia a África. Y yo quiero poner de relieve que nos preocupa la situación en que se va a quedar Mali. Allí España, hasta este momento y todavía, es el principal contingente en la misión. Hay que decirle a Rusia que cada país tiene derecho a decidir libremente, no solamente Mali sino en otros países del Sahel. Hay otros países como la República Centroafricana, donde ya prácticamente la incidencia de Rusia es absoluta y total. Y hay zonas marítimas que nos preocupan. Ahí está el caso de Somalia. Estoy convencida de que en esta cumbre de Madrid pueden surgir decisiones importantes en relación al flanco sur.El nuevo modelo estratégico contempla la inmigración ilegal por parte de las redes como ataques a países de la OTAN. ¿Cómo afecta a las relaciones de España con Marruecos y con Argelia?Todos pensábamos que durante el siglo XXI no habría ya guerras convencionales, que las guerras serían en el ciberespacio, las amenazas híbridas… Estamos desgraciadamente en una guerra que se está desarrollando casi como la Primera Guerra Mundial. Estamos en una guerra convencional; una guerra tan cruel como la de Ucrania no sólo no descarta, sino que pone de relieve que nuestras amenazas se han incrementado. Es el escenario más complicado y más difícil en el mundo después del final de la Guerra Fría.¿Y la inmigración también es un fenómeno con un potencial desestabilizador en estos momentos?Ante la inmigración ilegal hay que ser muy contundentes en todos los ámbitos, no solamente en el ámbito OTAN, sino en todos los ámbitos, porque detrás hay unas mafias que están jugando con las vidas de las personas, unas mafias absolutamente crueles y organizadas. Efectivamente, la inmigración ilegal, como ocurre con la expansión del yihadismo y también con la influencia y la incidencia del cambio climático, es una valoración que hay que tener en cuenta.¿Usted es optimista sobre la incorporación de Suecia y Finlandia a la OTAN durante esta cumbre?Ojalá pudiera ser en esta cumbre, pero si no es en ésta, el compromiso es inequívoco. Tenemos confianza. Hay que decirle a Rusia que cada país tiene derecho a decidir libremente y hay que respetar la soberanía y la integridad territorial.España tiene buena relación e incluso tropas en Turquía. ¿Se puede convertir en el mediador?La voluntad de España, siempre, cuando hay una situación de conflicto o de falta de entendimiento es aportar todo aquello que sea clave para los pactos. El Gobierno turco nos está muy agradecido por ese compromiso. La OTAN es una organización de paz. A mí me satisface enormemente ver que el 83% de la ciudadanía en España apoya la participación de España en la OTAN. Y trabajando por la paz estamos todos, no solamente los que hablan de la paz. No hay mejor manera de defender y trabajar la paz que lo que hacen nuestras Fuerzas Armadas, que están pagando un sacrificio muy alto en vidas humanas.Parece extraño que una parte del Gobierno esté en la calle apoyando manifestaciones contra la OTAN. La imagen que se traslada al exterior no parece adecuada.Creo que, y soy muy respetuosa siempre con las consideraciones de todo el mundo y con las opiniones de todo el mundo, la imagen de España es ese 83% de ciudadanos españoles que cree y confía en la OTAN. Los dirigentes políticos que van a venir es la mejor manifestación de que España es ese aliado serio, responsable y comprometido.Hay interpretaciones según las cuales Ceuta y Melilla ya están bajo el paraguas de la OTAN. ¿No sería mejor incorporarlo a un documento aprovechando esta cumbre?Lo que está claro es que el Concepto Estratégico habla de la integridad territorial de todos y cada uno de los países. El apoyo que se está dando a Ucrania es para defender su soberanía y su integridad territorial. Ningún país, en este caso Rusia, puede atacar la integridad territorial de nadie con carácter general. Pertenece a la OTAN, pero evidentemente la integridad territorial de los países de la OTAN está más que protegido y entra dentro del amparo del artículo 5.¿Cree que se pueden producir nuevos ataques como a Ucrania o a otros países cercanos a Rusia?Evidentemente, tenemos ahí países que están en una situación complicada, como son Moldavia y Georgia. Por eso es tan importante el apoyo a Ucrania, porque no solamente es defender la soberanía y la integridad territorial de Ucrania, sino es decirle a Rusia que todos los países tienen derecho a decidir libremente lo que es su soberanía y que Rusia no puede entrar absolutamente a cortocircuitar las decisiones que los Estados soberanos toman. Desgraciadamente, no somos optimistas, es una guerra que cuando Putin lanzó la invasión pensó que iba a acabar en una semana. En ese sentido, Putin ha sufrido una gran derrota porque no consiguió sus objetivos y, además, ha hecho que tanto la OTAN como los países de la Unión Europea o como otros países que no pertenecen a estos ámbitos sean absolutamente contrarios a Rusia. Pero estamos viviendo una segunda fase de la guerra de muchísimo desgaste, que está sufriendo un gran estancamiento. Una guerra muy cruel en el ámbito de pérdida de vidas humanas y, desde luego, las previsiones no son optimistas.Está previsto que en la cumbre intervenga, por videoconferencia, el presidente de Ucrania, Zelenski. Imagino que pedirá mayor colaboración de los aliados.Obviamente, pedirá más ayuda. Y los países estamos comprometidos en darle más ayuda. Yo puedo decir que a la reunión que hubo el 15 y el 16 de este mes de ministros de Defensa de la OTAN asistió presencialmente el ministro de Defensa ucraniano junto con el con el jefe del Estado Mayor del Ejército. Nos hizo una valoración de la situación militar de la guerra. Evidentemente siguió pidiéndonos ayuda. Nosotros estamos en ello, no hemos dejado de mandar material. Nosotros formamos parte de un grupo de más de 40 países. El grupo, que se denomina de donantes, coordina el envío de materiales.¿Avanzaremos al 2% del PIB en gasto en Defensa?Hay un compromiso de progresión a lo largo de los años. Pero quiero hacer una mención muy especial de la que me siento particularmente orgullosa en estos últimos cuatro años: después de muchos años hemos hecho un esfuerzo muy importante. Se han dedicado más de 13.000 millones a nuevos programas que suponen no solamente un esfuerzo importante en la modernización de nuestros ejércitos, que había estado bastante paralizada durante años, sino también una creación muy importante de puestos de trabajo, en Sevilla, en El Ferrol… Nosotros estamos apostando muy seriamente por la industria de defensa española, que es modernización en el Ejército, pero que es ciencia, innovación, tecnología y creación de puestos de trabajo.Y en este momento de crisis que vivimos, ¿será comprendido socialmente este esfuerzo militar?Creo que todo el mundo es muy consciente de que nuestra seguridad está en peligro. Pensábamos que no íbamos a vivir una guerra. Por tanto, hay que defenderse. Porque si no hay seguridad, si hay un ataque a nuestra integridad territorial, es evidente que todo lo demás no funciona. Invertir en seguridad y defensa es invertir en paz, en nuestra protección y en la defensa y en la libertad.