Alfaz del Pi

Un jabalí muerde a una mujer en L’Alfàs del Pi y siembra el caos en la playa

Una mujer de 67 años ha resultado herida este viernes mientras estaba tomando el sol cuando el cuadrúpedo ha salido del agua y la ha mordido en una pierna

Silvia Yus

Un jabalí muerde a una mujer en L'Alfàs del Pi y siembra el caos en la playaPlay

VÍDEO00:30

  • Código copiado

Irena Bodnarec

Una mujer de 67 años ha resultado herida este viernes mientras estaba en una playa de L’Alfàs del Pi cuando un jabalí la ha mordido en una pierna. El animal ha salido del mar ante la sorpresa de las decenas de bañistas de la playa.

Según fuentes del Centro de Información y Coordinación de Urgencias, el incidente ha ocurrido en torno a las 11:30 horas de la mañana en la Playa Racó del Albir.

Hasta el lugar se ha desplazado una unidad de Servicio Vital Básico cuyo equipo sanitario ha asistido a la mujer que presentaba herida por mordedura en una pierna. Posteriormente, la bañista ha sido trasladada a un centro de salud de l’Alfàs del Pi.

El coordinador del servicio de Socorrismo de la playa del Albir, Alan Bernabeu Dalli, ha relatado que dos pequeñas embarcaciones se acercaron a la zona de baño de la playa y alertaron de que del agua iba a aparecer un jabalí. “Los socorristas comenzaron a avisar a los bañistas”, pero el animal salió sorpresivamente del agua y embistió a una turista natural de Cuenca que, en ese momento, se hallaba sentada en la orilla con los pies en el agua.

Un jabalí muerde a una mujer en la playa

Un jabalí muerde a una mujer en la playaPlay

VÍDEO00:28

  • Código copiadO

El jabalí ha causado a la mujer un pequeño corte de entre 1 y 1,5 centímetros de profundidad en una de las piernas.

Tras salir del agua y atacar a la mujer, el jabalí ha seguido su marcha por la playa en dirección a Altea colándose primero en un camping cercano donde no ha causado daños personales ni materiales.

Finalmente, el animal ha sido abatido por la policía local de Altea para evitar riesgos ante la presencia de menores de edad y el gran nerviosismo generado entre los usuarios de la playa