Benidorm

JUAN DIAZ NOS RECUERDA LOS LOGROS Y EXITOS ADMINISTRATIVOs DE PEDRO ZARAGOZA

Es el Jefe del Gabinete de prensa municipal, Juan Diaz, quien inicia los actos programados para la celebración del AÑO PEDRO ZARAGOZA ORTS, en su centenario de nacimiento, que empezó ayer, día que nació hace 100 años. Juan plasmo con exactitud los principales hechos del D. Pedro, dejándose en el «tintero», le negativa del alcalde hacer un monolito de la figura de este gran benidormense que ha hecho de la villa lo que vemos y disfrutamos tope.

PALABRAS DE JUAN:

Autoridades, Familia Zaragoza Ivars, amigos y amigas de Benidorm

Buenos días.

A esta temprana hora damos hoy, 15 de mayo de 2022, inicio al acto de apertura del Año Pedro Zaragoza Orts.

Hace hoy cien años llegaba al mundo Pedro Zaragoza Orts. Hijo del capitán Pedro Zaragoza -hermano del condestable Francisco Zaragoza- y de Quiqueta Orts.

Pedro Zaragoza Orts, don Pedro, es un intangible de Benidorm, un icono cuya vida discurre hoy entre la reflexión, la admiración y el reconocimiento, envolviendo al hombre, hombre emprendedor, que puso los mimbres para que entre todos construyéramos este Benidorm; un Benidorm inacabado que siempre encuentra en él una de sus referencias.

Hace un siglo, Benidorm asistía a la construcción de los primeros chalés que se expandían desde Canfali a lo que hoy es la Playa de Levante; entonces referenciada como de la Xanca, recordando la esencia almadrabera de este pueblo.

Desde mediada la década de 1860 la cuestión del turismo ya formaba parte de la esencia económica de aquel Benidorm que rondando los 3.000 habitantes saltó el siglo y comenzó la nueva centuria centrado en la almadraba y viendo como la marina mercante menguaba.

Al compás de esta minoración, surgía la industria de los forasteros -como calificaron en este país, al principio, al turismo- y Benidorm se posicionaba en lugar preferente destacando -ya entonces- la benignidad del clima y la calidad de sus playas -que ya entonces atraían a destacados nombres de la cultura, la ciencia y la política- y el espíritu emprendedor de sus habitantes.

La Guerra del 36 truncó una proyección hacia el turismo que costaría recuperar hasta mediada la década de los 50 y de la que sería director de escena un joven Pedro Zaragoza Orts que renunció a la tradición de los Zaragoza en el mar, postergando formación y proyectando su talante y personalidad en los campos de la empresa fuera de su tierra natal.

De regreso a Benidorm en 1950, el municipalismo ganó un emprendedor sin igual.

Si en aquel arranque de los años cincuenta, pendientes aún de la posguerra, la Armada no requería más personal, la Compañía Trasatlántica -la Spanish Line- donde tantos benidormenses hicieron carrera, hacía aguas, la almadraba no vivía sus mejores días y Europa buscaba salir desesperadamente de la ruina de una guerra colosal, Pedro Zaragoza Orts, alcalde de Benidorm, optó por tomar una decisión trascendente. 

Ramo de flores puesto ,por el alcalde, en el Panteón de D.-Pedro

Al mes de ser alcalde, en enero de 1951, convocó al pueblo de Benidorm y le propuso “LA SOLUCIÓN TURÍSTICA: abrirse como estación de veraneo y con el esfuerzo de todos suplir las inmensas carencias públicas”. 

El éxito de Pedro, el éxito de Benidorm que vamos a reconocer a lo largo de esta celebración que hoy arranca, el del centenario de su nacimiento, declarado por unanimidad de la Corporación municipal como “Año Pedro Zaragoza Orts, es que a partir de ese día de enero de 1951 Benidorm comenzó, con el esfuerzo de todos, a hacerse realidad.

A partir de entonces, Benidorm es una suma de iniciativas secundadas mayoritariamente que, gracias a la ilusión de todo un pueblo que supo despertar Pedro Zaragoza Orts, se van, día a día, haciendo realidad.

El turismo pasó a ser el eje vertebrador del gran proyecto -siempre inacabado, buscando la excelencia- que es Benidorm: y así llegó el desarrollo del urbanismo, a través del muy celebrado Plan General de 1956 -que se supo reacondicionar e reinventarse para ganar el cielo, sin despegarse de la tierra- y todas las campañas imaginables de promoción para conseguir situar Benidorm en el imaginario colectivo de la gran clase media española e internacional con la que Pedro Zaragoza Orts soñó para ofrecer la felicidad que genera Benidorm.

No cabe duda de que la figura mítica de Pedro Zaragoza Orts prevalece sobre la del hombre, don Pedro, y no deja indiferente a nadie.

A lo largo de todo el año que hoy comienza, Benidorm va a ir analizando al hombre, al gestor, al emprendedor, al político… al benidormer que consiguió en 2008, cuando nos dejó, que el influyente semanario The Economist publicara su necrológica; el único obituario que la revista británico-americana publica por número. 

Tal distinción refleja la trascendencia de la figura que Benidorm comienza hoy a homenajear, en el día de su centenario, por la ilusión en el futuro que supo trasladar a todo un pueblo.

Fechas de capital importancia en la historia de Benidorm han sido aquellas relacionadas con su primera fundación como ciudad (8 de mayo de 1325) y las de la llegada del agua, elemento fundamental, sin el que la vida no hubiera podido desarrollarse: la Séquia Mare, a raíz de la 2ª Carta Puebla (1 de abril de 1666), y la llegada del agua potable a Benidorm -muy aplaudida en la inauguración de la fuente del Parque de Elche (28 de febrero de 1960)- ya con el Plan General de 1956 en marcha.

El problema de la calidad y cantidad de agua gravitaba sobre Benidorm desde el principio de los tiempos. Para Pedro Zaragoza Orts fue una obsesión. Cuando planteó aquella traída de aguas, definitiva, muchos dudaron de que aquella obra lograra hacerse realidad. Y se hizo; por la ilusión que motivó a todo un pueblo.

Ilusión por el mañana que Benidorm nunca, ni siquiera en los momentos más difíciles como en los vividos estos últimos 2 años, ha perdido.

Si en la fuente del Parque de Elche mandó colocar don Pedro aquella piedra que recordara a todos los de Benidorm y a quienes nos visitan que “De Ilusión También se Vive”, en esta fuente de la Plaza de la Hispanidad que hoy nos congrega, procedemos a descubrir, para iniciar el año Pedro Zaragoza Orts, otra piedra cuya inscripción gravita en torno a la ilusión que preside, organiza y define todas las iniciativas de Benidorm: la ilusión por ir a más, por ganar el futuro día a día. Una ilusión compartida y sostenida por todos en Benidorm.

Un sencillo homenaje A LA ILUSIÓN DE TODO UN PUEBLO.

Rogamos al alcalde de Benidorm Toni Pérez Pérez y a Pepa Zaragoza Ivars hija de don Pedro Zaragoza y de doña María Ivars, procedan a descubrir este nuevo hito en recuerdo del espíritu que anima y homenajea a las gentes de Benidorm.

CON MOTIVO DEL CENTENARIO DE SU NACIMIENTO AYER SE CELEBRO EL PRIMER ACTO DEL AÑO A SU NOMBRE

EL ALCALDE DURANTE SU DISCURSO

El acto se ha celebrado en el día que el exalcalde hubiera cumplido 100 años Siguiendo la analogía de lo hecho por Pedro Zaragoza para testimoniar la llegada del agua potable a Benidorm en 1960, el Ayuntamiento instala una piedra en la fuente de la Plaza de la Hispanidad Benidorm ha iniciado hoy la celebración del ‘Año Pedro Zaragoza Orts’ con el que se conmemora el centenario del nacimiento del que fuera mítico alcalde de la ciudad en la década de los años 50 y 60 del siglo pasado, en cuyo mandato se sentaron las bases de la ciudad moderna ligada al turismo y al urbanismo vertical.

FRANCISCO ZARAGOZA

Coincidiendo con el día en que hubiera cumplido 100 años, esta mañana se ha celebrado un sencillo pero simbólico acto en la Plaza de la Hispanidad, al que han asistido los cuatro hijos de Pedro Zaragoza y demás familiares y que ha presidido el alcalde, Toni Pérez.Un acto que ha congregado a la Corporación municipal y representantes de la sociedad civil, y del que también han participado el diputado nacional Agustín Almodóbar; y los diputados autonómico y provincial, Manuel Pérez Fenoll y José Ramón González de Zárate; representantes de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado; las Reinas de les Festes Majors Patronals, Aila Merenciano y Chloe D’Hebboudt, juntos a sus cortes de honor; la Comissió de Festes Majors Patronals y la Comissió de Festes de San Isidro, fiesta vinculada a la Huerta y que celebra hoy su día grande. El primer acto del ‘Año Pedro Zaragoza Orts’ ha servido de homenaje “a la ilusión de un pueblo” y al hombre que la promovió. Justamente la inscripción ‘A la ilusión de un pueblo’ reza en la piedra que se ha colocado en el lecho de la fuente de la Plaza de la Hispanidad, trazando así una analogía con la piedra que el propio alcalde Zaragoza colocó en la fuente del Parque de Elche para testimoniar la llegada del agua potable a Benidorm en febrero de 1960. Aquella piedra, que sigue aún sumergida en la fuente del Parque de Elche, contenía la frase que el propio Pedro Zaragoza escogió para la ocasión, “De ilusión también se vive”, ligada desde entonces al imaginario colectivo benidormense para recordar un hecho tan significativo para la localidad como fue la traída del agua.

El alcalde ha entregado a los familiares de Pedro Zaragoza una réplica de la piedra con la inscripción ‘A la ilusión de un pueblo’. En nombre de la familia, Quico Zaragoza, hijo del homenajeado, ha agradecido “al alcalde y a la Corporación municipal” la decisión unánime de conmemorar el ‘Año Pedro Zaragoza Orts’, que se prolongará hasta el próximo 14 de mayo de 2023. Quico Zaragoza ha glosado la figura de su padre, con el que compartió también actividad profesional, y ha avanzado que la familia participará activamente de cuantos actos se celebren a la largo de esta efeméride.Por su parte, Toni Pérez ha adelantado que “vamos a tener un año muy intenso”, que posibilitará “profundizar en la persona, en ese Don Pedro familiar y benidormer; en los avatares previos a su toma de posesión como alcalde y los posteriores a dejar la Alcaldía aquel 1966”. Y por encima de todo, esta efeméride permitirá “conocer al Pedro de las grandes obras, tanto materiales como inmateriales, que fueron su gran legado a este nuevo Benidorm que empezó a construirse en torno a una idea clara y a una clarividencia que supo levantar como bandera y hacer que todo el pueblo siguiera tras él”.

El alcalde ha destacado que Pedro Zaragoza fue “un gran servidor público” que “siempre tuvo Benidorm como norte” y que se convirtió en “una referencia del municipalismo”. Toni Pérez le ha reconocido el gran mérito de “llevar el mensaje de una ciudad como la nuestra allá donde fue, superando incluso fronteras para ser internacional”. “Don Pedro -ha proseguido- es un icono, forma parte de nuestra esencia y de nuestra historia”, siendo el promotor del viraje de Benidorm hacia el turismo, la modernidad y el planeamiento urbanístico en altura; acción que acompañó del despliegue de una estrategia de promoción y marketing innovadoras en la época y que colocaron a la localidad en el mapa de las vacaciones de millones de españoles y europeos.Toni Pérez ha explicado que la elección del lugar para la apertura del ‘Año Pedro Zaragoza Orts’ no ha sido casual. Se ha optado por la intersección de la Plaza de la Hispanidad con la avenida del Mediterráneo, “centro neurálgico donde Don Pedro pudo ver materializada su visión de lo que sería ese gran Benidorm que nació a partir de su toma de posesión”.Por último, ha remarcado que ‘A la ilusión de un pueblo’ llega en un momento de “alegría” por “haber dejado atrás” las dificultades de la pandemia y sus duras consecuencias”; en un momento de “recuperar fuerzas y energías para seguir siendo Benidorm”.