Benidorm

Diez vehículos de la Policía Local, equipados con un desfibrilador semiautomático

La nueva dotación permitirá actuar con mayor rapidez ante casos de parada cardíaca en la vía pública

Diez vehículos de Policía Local de Benidorm cuentan desde ayer con un equipo DESA (Desfibrilador semiautomático) que permitirá actuar con mayor rapidez ante posibles casos de parada cardíaca que ocurran en la vía pública.

Para el uso de estos dispositivos los agentes de los servicios operativos han realizado un curso de formación teniendo en cuenta que la rapidez es un factor esencial para aumentar el índice de supervivencia y minimizar secuelas ante una parada cardíaca.

El concejal de Seguridad Ciudadana, Lorenzo Martínez, ha destacado “el compromiso de este equipo de gobierno y de la Jefatura para dotar de todos los medios materiales posibles a la plantilla de la Policía Local” y añadía que la formación recibida posibilitará “dar una respuesta rápida a nuestros ciudadanos y turistas”.  

Con estos dispositivos han sido equipados cinco coches patrulla, un todoterreno y cuatro motocicletas con el fin de minimizar los tiempos de respuesta y abarcar todo tipo de situaciones que puedan darse incluso en el ámbito rural.

“El uso de los dispositivos DESA demuestra el compromiso de la Policía local para dar un mejor servicio y por mejorar cada día en el desempeño de su trabajo” ha precisado Martínez.

La parada cardiorrespiratoria es un problema que ocurre de forma inesperada y con relativa frecuencia. El 80% de los casos tiene lugar en domicilios o en la vía pública donde solo es posible actuar para ayudar a las personas de forma inmediata a través del uso del DESA por parte de los testigos o de primeros intervinientes.