DIPUTACION

Opinión.-Abandonados

  • SERGIO TOLEDo

Actualizado Martes, 1 junio 2021 – 00:41

Comentar

Abandonadas. Así se sienten las 300 familias que llevan dos años viendo cómo se inundan sus casas y no les escuchan ni les aportan soluciones. Vecinos de Marjaleria, del camino de la Molinera, Bovar y Obra, que han visto cómo, desde hace dos años, en sus casas no deja de subir el nivel del agua sin ni si quiera llover, justo cuando se rompió una tubería del colector central.

Desde el Partido Popular nos hemos reunido con los vecinos afectados en diferentes ocasiones. En un primer momento para conocer el problema y escuchar sus propuestas para solucionarlo. Intentamos, incluso, mediar con el gobierno municipal del tripartito y tuvimos que acabar por presentar una moción en el pleno de abril ante la falta de soluciones.

En ese mismo pleno presentamos las firmas de 300 familias que se ven afectadas por este problema y que presentaron en registro del Ayuntamiento hace ya mas de 10 meses sin obtener respuesta del tripartito. La alcaldesa, Amparo Marco, dijo que no sabía de la existencia de esas firmas, una muestra más de la poca comunicación que existe entre los miembros del tripartito. Por eso se las facilitamos en el mismo pleno para que tratasen de buscar una solución lo más pronto posible.

«PERO MIENTRAS PAGAN LOS IMPUESTOS ACORDES A LA SEGUNDA CIUDAD CON EL IBI MÁS ALTO DE ESPAÑA, NO RECIBEN A CAMBIO LOS SERVICIOS MÍNIMOS»

Tras más de un mes, ni la alcaldesa ni ningún miembro del gobierno municipal se han puesto en contacto con los vecinos. Especialmente destaca el abandono del Partido Socialista, partido encargado del área y que parece haber olvidado las promesas incumplidas que hizo Marco a los vecinos de la Marjaleria. Y con ello olvida también a los casi 15.000 vecinos que viven en esta zona de la ciudad.

Un mes sin soluciones, sin preocuparse, sin una llamada y eso que los vecinos no han dejado de pagar ni un día sus impuestos, al igual que el resto de vecinos. Pero mientras pagan los impuestos acordes a la segunda ciudad con el IBI más alto de España, no reciben a cambio los servicios mínimos. En muchas ocasiones sin luz en los caminos, con caminos llenos de baches que parecen más una montaña rusa que un vial. Ahora, además, con agua dentro de sus casas. Mientras, el tripartito hace oídos sordos, no soluciona una reparación de apenas 150.000 euros y al mismo tiempo reforma sus despachos por medio millón de euros.

Esta es la mejor muestra de que el PSOE ha despegado los pies del suelo y se ha olvidado de los vecinos a los que deben sus sueldos y despachos.

Categorías:DIPUTACION