Benidorm

EL CHIVATO.-Eduardo Zaplana se pone en forma en un gimnasio de Madrid

photo_camera Eduardo Zaplana.

COMO POLITICO UN CARADURA Y

UN SINVERGÜENZA

FECHA14/05/21

SECCIÓN

El Chivato

Eduardo Zaplana regresa a la primera plana informativa. Acaba de filtrarse a la prensa un informe relacionado con el denominado ‘Caso Erial’, elaborado por agentes de la unidad de delitos contra la administración de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil.

Dicho informe sostiene que los presuntos testaferros del expresidente valenciano llegaron a mover en torno a 20 millones de euros en diversas cuentas de bancos localizados en Andorra. De este dinero, la UCO no ha podido acreditar el origen de 9,8 millones de euros. Sobre Zaplana y su entorno familiar más próximo pesan acusaciones de malversación, cohecho, blanqueo de capitales y prevaricación.

Zaplana se encuentra en libertad condicional desde comienzos de 2019. Antes permaneció 259 días en prisión. De ellos, 51 días los pasó hospitalizado por culpa de una leucemia. En esa época salió a la luz que su mujer, Rosa Barceló, también sufría la misma enfermedad. El deteriorado estado de salud de Zaplana fue uno de los motivos que influyeron en su puesta en libertad. La juez que en aquel momento instruía el caso, María Isabel Rodríguez, llegó a mostrar dudas sobre la gravedad real del enfermo. En cambio, el jefe de Hematología del Hospital La Fe de Valencia, Guillermo Sanz, contradijo a la juez y sostuvo que Zaplana moriría de no quedar en libertad en breve. El criterio médico finalmente se impuso y se decretó su excarcelación provisional. Seis meses después, el Hospital le dio el alta médica.

Desde entonces las apariciones públicas del expolítico han sido siempre a su pesar, pero su aspecto físico vendría a confirmar la recuperación. En el verano de 2019 fue visto paseando a buen ritmo por la playa de Benidorm –ciudad en la que ejerció de alcalde- y las pasadas navidades algunos peatones divisaron a Zaplana caminando elegantemente vestido por las calles de Madrid.

En la actualidad, acude con regularidad a un gimnasio madrileño, tal vez el más exclusivo del centro de la capital. Dotado de Sala Fitness Spa Urbano, la propia página Web del gimnasio afirma que “se ha cuidado hasta el más mínimo detalle para garantizar el máximo bienestar”. Son famosos algunos de sus clientes como, por ejemplo, el actor José Coronado. La cuota mensual ronda los 95 euros.

Según ha podido saber El Chivato, Eduardo Zaplana practica rutinas de mantenimiento físico con pesas y máquinas, así como estiramientos y ejercicios en los que juega con el peso de su propio cuerpo. Mantiene la delgadez de los últimos años y el natural moreno de su color de piel. En conjunto, su semblante es el de una persona con buen estado de salud y aparenta bastantes menos años de los 65 que indica su DNI.