Alfaz del Pi

Catorce países frenan la vacunación con AstraZeneca

SOCIEDA

A la cada vez más numerosa lista se han sumado hoy Portugal, Suecia, Eslovenia, Letonia y Chipre

Estos son los países que han suspendido la vacunación con AstraZeneca

Cuántos casos de trombos se han relacionado con la vacuna de AstraZeneca

Nieves MiraNieves MiraSEGUIRMADRID Actualizado:16/03/2021 17:33hGUARDAR90

NOTICIAS RELACIONADAS

Doce casosrelacionados con coágulos entre los 17 millones de europeos vacunados con AstraZeneca y tres entre los 10 millones de inoculados británicos han paralizado la inmunización a gran escala en los principales países del continente contra el coronavirus.

De momento, catorce los estados han decidido suspender la vacunación con el fármaco anglosueco desarrollado también por la Universidad de Oxford. Alemania, Italia, Francia, Países Bajos, Portugal y España se sumaron el lunes a la decisión adoptada los últimos días por otros países como Dinamarca, Noruega, Irlanda o Islandia, que pausaron antes la inoculación entre sus ciudadanos ante inexplicables reacciones a la vacuna. Los últimos que han pasado hoy a engordar esta numerosa lista son Eslovenia, Letonia, Chipre y Suecia.

En España, que por el momento esperará dos semanas hasta que la Agencia del Medicamento Europea (EMA) se pronuncie, las alarmas saltaron el sábado. Fue entonces cuando se reportó un extraño caso de trombosis de senos venosos acompañado de una disminución importante del número de plaquetas en un paciente que acababa de recibir la vacuna de AstraZeneca. Para entonces, la Agencia Española del Medicamento ya había pedido una reunión de urgencia con los reguladores europeos y se fueron conociendo ese mismo fin de semana tres casos más en Noruega y cuatro en Alemania que respondían al mismo patrón. Este lunes se agregaron tres incidencias más: una en el país nórdico y dos en Alemania. Estos 11 reportes europeos se suman a la información que manejaba Reino Unido, que entre sus diez millones de inmunizados hasta el momento con AstraZeneca también ha registrado tres casos de este tipo de trombosis.

La decisión sobre suspender definitivamente o acotar ahora la inoculación de AstraZeneca está, según informó la ministra de Sanidad, Carolina Darias, en manos del Comité para la Evaluación de Riesgos en Farmacovigilancia (PRAC, por sus siglas en inglés), de la EMA, y se espera que emita una valoración pormenorizada de los casos, de los que no han trascendido más detalles . El órgano europeo se reunirá hoy mismo y ha convocado una reunión de urgencia para este jueves.

Por el momento, se sabe cuáles son los síntomas ante los que mantenerse alerta entre los vacunados. Estos aparecen entre tres y 14 días después de recibir la inyección, y se manifiestan con un dolor de cabeza muy intenso e inusual y que no cede con analgésicos, que empeora al tumbarse y que puede ir acompañado de vómitos o de alteraciones visuales, además de otro tipo de manifestaciones neurológicas o sangrados irregulares, explicó ayer la directora de la Agencia Española del Medicamento, María Jesús Lamas.

En España, según los datos oficiales ofrecidos por Sanidad, hasta el día de ayer 939.534 personas ya habían sido vacunadas con AstraZeneca, de las cuales ocho han recibido la pauta completa. Preguntada sobre qué pasará con ese casi millón de españoles que esperan completar su pauta de vacunación en los próximos días, Darias declaró que, con un intervalo de diez a doce semanas entre ambas dosis «todavía hay tiempo» para reaccionar mientras la EMA toma una decisión y establece los pasos a seguir.

«Lo más importante será mantener la calma y lanzar un mensaje de tranquilidad», añadió la ministra. También Lamas matizó que aunque se haya suspendido la inoculación, cabe esperar protección frente al Covid-19 «habiendo recibido una sola dosis o vacunación parcial».

El pasado viernes, la OMS aseguró que «no hay razón para no usar» la vacuna de AstraZeneca. «Hay personas que mueren todos los días, por lo que es normal que haya personas inmunizadas y mueran. Los informes disponibles hasta ahora no establecen una relación directa con los trombos», dijo la portavoz Mariângela Simão.

AstraZeneca se defiende

La farmacéutica anglo-sueca declaró ayer mantenerse en «estrecho contacto» con el Ministerio de Sanidad, destacando que «la seguridad es de suma importancia», por lo que mantienen monitoreadas a los 17 millones de personas que ya han sido vacunados en el continente europeo.

«El número de casos de trombosis reportados en este grupo de personas vacunadas es en realidad menor que los cientos de casos que se esperarían de incidencia de trombosis en la población general», destacan desde AstraZeneca. Además, inciden en que en los ensayos clínicos, el número de episodios trombóticos fue «pequeño» y «menor en el grupo vacunado que en los que recibieron placebo». Para finalizar el comunicado, AstraZeneca destacaba ayer que su compañía «mantiene su firme compromiso» de aportar una solución «segura y eficaz para erradicar la pandemia».